Limpieza de chimenea y quemador en el frigorífico de absorción de nuestra autocaravana

Para que el frigorífico de absorción que tenemos instalado funcione con el mayor rendimiento posible es recomendable limpiar periódicamente el quemador del gas y la chimenea, a continuación lo explicamos paso a paso tal y como lo hemos realizado en nuestra autocaravana, dependiendo el modelo de frigorífico no serán los componentes exactamente iguales pero el funcionamiento si que sera exactamente igual.

Procedemos a quitar las rejillas de ventilación que lleva instaladas la autocaravana.

Utilizamos una moneda de 5 céntimos para abrir la rejilla superior

Retiramos la rejilla inferior y allí se encuentra ubicado el quemador, dentro de una protección, las retiramos para acceder al quemador.

Vista de las chapas que protegen al quemador.

Vista de las protecciones del quemador.

Vista del quemador sin protecciones.

Vista del quemador sin protecciones.

Antes de nada nos aseguramos de que el suministro de gas está cerrado, ahora sin riesgo procedemos a desmontar el quemador para limpiarlo exhaustivamente, fijándonos bien en la posición que están instalados cada uno de los componentes y en especial el encendido eléctrico y la sonda de encendido.

Con el chicle que regula el paso del gas se debe tener mucho cuidado y nunca introducir por el orificio de salida del gas ningún elemento que pueda alterar el orificio, lo retiramos de su alojamiento y limpiamos exhaustivamente el interior del quemador.

Vista del quemador y el chicle del gas en los dedos

Vista del quemador y el chicle del gas en los dedos

Desmontamos la parte superior de la chimenea, extraemos las partes desmontables del sombrerete , retiramos también la espiral que se aloja en el interior de la chimenea para limpiarlos.

En orden de izquierda a dere

En orden de izquierda a derecha, el quemador, la espiral que va alojada dentro de la chimenea y las piezas del sombrerete de la chimenea que pueden desmontarse, por orden.

Una vez tenemos todo desmontado procedemos a limpiar la chimenea, introducimos la cuerda que he atado a uno de los extremos del cepillo dentro de la chimenea, de esta manera estirando de ambas cuerdas obligamos al cepillo a que nos limpie el total de la chimenea que esta fija en la nevera.

He preparado un cepillo con una cuerda en cada extremo para limpiar la chimenea.

He preparado un cepillo con una cuerda en cada extremo para limpiar la chimenea.

Una vez tenemos todo limpio montamos el quemador en su posición y comprobamos que funciona correctamente.

Vista del quemador en marcha después de haberlo limpiado.

Vista del quemador en marcha después de haberlo limpiado,la llama se aprecia de color azul, eso es señal de una buena combustión.

Una vez comprobado que el funcionamiento es correcto procedemos a montar el protector del quemador, las piezas desmontables de la parte superior de la chimenea y por último las rejillas de protección.

Esta entrada fue publicada en Bricos y Consejos. Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.